Suprimen trenes en las vías Quilmes y Varela

FERROCARRILES DEL SUD -- ACTUALIDAD



 

Pese a que el número de usuarios se mantiene o tiende a incrementarse, varias estaciones ferroviarias del ferrocarril Roca -que opera la Unidad de Gestión Operativa Ferroviaria de Emergencia (UGOFE)- de la región cuentan ahora con menos trenes que a mediados de año.

La disminución más fuerte se registró en Zeballos y Bosques, que quedaron con la mitad de servicios a Temperley, mientras que también desde Bosques se redujeron los servicios a Temperley vía Quilmes, incluyendo a Sourigues, Ranelagh, Villa España, Berazategui, Ezpeleta y Quilmes, en este caso en las horas pico.

En el primer caso, el servicio vía Varela, venía prestándose desde Temperley (en horas pico con directos desde Constitución) con trenes que tenían como destino final Gutiérrez y Bosques, alternativamente. Pero con el diagrama actualmente en vigencia, ahora llegan a Gutiérrez y Varela, cada 48 minutos a cada destino en hora pico, y cada 60 minutos en el resto del día, situación que perjudica en especial a quienes utilizan el ferrocarril en Zeballos y Bosques.

En la vía Quilmes, hay 16 servicios en hora pico que no cubren el trayecto entre Berazategui y Bosques, quedando con menos trenes (la espera se extiende a una hora 20 minutos), Bosques, Sourigues, Ranelagh y Villa España. De esos 16 servicios, hay 6 que llegan sólo hasta Quilmes, lo que afecta también en forma directa a quienes utilizan el servicio ferroviario en Berazategui y Ezpeleta.

Pero además, se afectan los viajes de, por ejemplo, Quilmes a Varela, o de esta última a Berazategui y La Plata, y en vez de un servicio cada 24 minutos, el tiempo de espera se extiende hasta una hora 20 minutos.

Hay una reducción adicional, y se debe a la implementación de los servicios rápidos y diferenciales entre Constitución y La Plata (cuatro en cada sentido de lunes a viernes): como sólo se detienen en Villa Elisa y City Bell, y reemplazaron a trenes comunes que se detenían en todas las estaciones, en hora pico la espera para viajar de Quilmes o Berazategui a la capital provincial se extendió de 24 a 48 minutos.

La sumatoria de rápidos y cancelaciones provoca, justamente en horas pico, prolongados lapsos sin servicio.

Diario Popular
09/10/2012

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Tu Opiñon nos interasa, compartila !!!