Preparan el terreno para los rieles del Metrotranvía a Las Heras



Actualidad  Nacional



Las vías son españolas y empezarán a colocarse en marzo/

abril. Erradicarán a 20 familias. La obra tiene un avance del

 20%




Miguel Títiro - mtitiro@losandes.com.ar -22/05/2015
Aunque aun no empezó el tendido de los rieles, la parte estratégica en este tipo de obra, la prolongación del Metrotranvía a Las Heras se encuentra en 20% de su ejecución.
Se trata de la segunda etapa de este sistema de transporte, que ya tiene su recorrido inicial de 12,5 kilómetros, entre General Gutiérrez (Maipú) y la ciudad de Mendoza.
Desde hace varios meses, los operarios de la UTE Ceosa-Sogecic, unos 50 en total, avanzan con distintas tareas para materializar 5,5 kilómetros de recorrido de vías, entre la estación Mendoza y Panquehua, y ampliar así este servicio alternativo de traslado de personas.
La inversión final de esta etapa es de 224.700.000 pesos. La intención es que los coches eléctricos estén funcionando a partir de mayo/junio de 2016.
Hoy se observa la preparación del terreno, subrasante y rasante, donde serán colocadas las vías, sobre una capa de balasto y los durmientes. Es lo que obreros y técnicos denominan preparar "la cancha".
En el comienzo del recorrido, en el área de la vieja estación de trenes del San Martín, al lado de la prolongación de la calle Godoy Cruz, se recuperará el antiguo edificio ferroviario y se instalará allí, entre otros servicios, el Centro de Cámaras de TV y un salón de usos múltiples.
En este lugar se habilitará una playa de estacionamiento para vehículos particulares. 
En la misma zona, pero enfrente, la Municipalidad de Capital construirá el parque de bicicletas (bike park), skate park para skaters y otras prácticas. En la misma zona está pendiente de terminación la prolongación de la calle Godoy Cruz y su unión con Roque Sáenz Peña.
La calle Villalonga, que actualmente utilizan los artesanos, se integrará a la estación en recuperación.
La línea -denominada Metrotranvía Mendoza Etapa II- circulará en el eje sur-norte y constará de 9 paradores y 3 estaciones, con  una extensión de 5,5 kilómetros.
Para cruzar la calle Godoy Cruz (sin definición aún en su extensión hacia el oeste), se hará un paso a nivel para que pase la dupla.
El primer parador estará a desnivel y se ubicará en la calle Suipacha. El segundo, Moldes, enfrentando el amplio predio donde el plan Procrear construye más de 1.000 viviendas en propiedad horizontal. Aquí, además, se abrirá la calle Moldes.
Los paradores inmediatos serán: Lugones, Fader (el último de capital) y San Miguel (el primero de Las Heras), frente a una estación de GNC, que incluye una rotonda y la apertura de otra arteria, paralela a las vías, que funcionará como prolongación de calle Perú.
La línea de paradores para abordar las formaciones continuará de la siguiente forma: Patricias Mendocinas; Roca o Municipalidad de Las Heras, frente al polideportivo Vicente Polimeni; Burgos y Avellaneda, ya dentro del distrito Panquehua.
Según explicó el ingeniero Omar Venturini, coordinador del proyecto Metrotranvía en el Ministerio de Infraestructura, el último parador, Avellaneda, contendrá equipamiento para alimentar y cerrar el circuito del trole, un edificio que se identificará como PSS (Puesto de Servicio y Seguridad) y una sede de la Unidad Tranviaria de la Policía (Utran).
Relocalizaciones
Están previstas 3 estaciones. Una será la remodelada Mendoza, la que conoció el público hasta la década del '90, y dos más: Tamarindos y Suipacha.
Los trabajos complementarios incluyen la puesta a punto de los pasos a nivel, que serán 30 en total. En este momento se está ejecutando el  del cruce con Jorge A. Calle.
En el área de ciudad ya se ha reubicado hacia el oeste la traza del ex Belgrano Cargas, hoy Trenes Argentinos, dejando espacio libre para las 2 vías del metrotranvía.
El ingeniero Venturini comentó que en todo el trayecto hay unas 20 familias que deben ser relocalizadas porque sus viviendas o pequeños negocios están sobre la traza.
Uno de los asentamientos que urge erradicar a los proyectistas es el Panquehua, muy cerca de donde pasarán los rieles. 
Otros habitantes que deben moverse son los ubicados sobre calle San Miguel, donde hay algunos negocios pequeños, como una verdulería, que quedaron dentro de la jurisdicción de la obra. 
A esas familias se les dará primero una solución provisoria a través de un alquiler, hasta la construcción de las casas, con intervención del Instituto Provincial de la Vivienda.
Otras características
La provisión de las vías está en proceso y el público observará su instalación en el bimestre marzo-abril, si los materiales llegan a tiempo. Los rieles, de media trocha, vienen de España.
La parte eléctrica será provista por Siemens de Alemania, mientras que las fijaciones elásticas para el durmiente (donde se asienta el riel), se comprarán a la República Checa o a China.
Otra curiosidad consiste en que los durmientes no serán de madera, como antaño, sino de hormigón, provisión que hará Pretensados Argentinos (Prear).
La gente mantiene expectativa con respecto a esta obra. Soledad Álvarez (31) dijo que el tranvía eléctrico evitará que camine alrededor de 30 cuadras, desde la calle Río Negro y Doctor Moreno hasta la plaza Marcos Burgos. Ese trayecto lo hace habitualmente con sus 3 hijos, uno de ellos un bebé en cochecito.
En el barrio María Cristina, María Ríos es una de las vecinas que protege la ermita de San Expedito. Está contenta porque el pequeño lugar en honor al santo de las cosas urgentes e imposibles, será respetado por el trazado del metrotranvía. 
En muchas partes del recorrido irá una ciclovía en paralelo a las vías.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Tu Opiñon nos interasa, compartila !!!